YPF licitó la compra de cargamentos de GNL para la terminal de Escobar

YPF licitó esta semana la adquisición de dos cargamentos de Gas Natural Licuado (GNL) para la terminal regasificadora de Escobar. La petrolera reestatizada, que se encargo de importar el gas que llega por barco por cuenta y orden de Enarsa, la empresa estatal de energía, definirá hoy jueves los ganadores de la compulsa, según indicaron a El Inversor Online allegados a la operación. Los buques deberán arribar al puerto ubicado al norte de la provincia de Buenos Aires el 2 de septiembre. “También está prevista la contratación de algunos cargamentos para octubre”, agregaron las fuentes consultadas.

En concreto, se trata de la primera compra de GNL que realiza YPF tras el operativo ordenado hace dos semanas por el juez federal Claudio Bonadio en las oficinas de la petrolera, Enarsa y el Ministerio de Planificación a los fines de requerir información relacionada con la importación de gas por barco. El magistrado está investigando la existencia de irregularidades y el presunto pago de sobrecostos durante la adquisición de GNL.

Entre las empresas participantes de la licitación figuran Petrobras, Gas Natural Fenosa, Trafigura y Glencore, entre otras. El bajo precio del petróleo –el Brent, que muchas veces determina el precio del gas licuado, cerró ayer a 49,50 dólares- y el verano en el hemisferio norte (Europa y Asia son grandes compradores de gas) configuran un escenario favorable para salir a contratar cargamentos de  GNL. Se estima que Enarsa terminará pagando un precio cercano a los US$ 7 por MMBTU.

Los proveedores están a la expectativa de saber qué sucederá con la contratación de las cargas para 2016. Es clave, en ese sentido, conocer cuál será el futuro del Programa de Energía Total (PET), que estableció el marco regulatorio para subsidiar con fondos del Tesoro la importación de combustibles. La iniciativa fue creada en 2007 por la resolución 459 de Planificación por el plazo de un año y fue prorrogada desde entonces cada 31 de diciembre. En la antesala de un cambio de gobierno nadie se anima a vaticinar qué pasará con esa resolución a fin de año. “Además se precisa del aval presupuestario para concretar la importación. Frente a ese escenario, ¿qué funcionario se animará a autorizar las compras millonarias de GNL para 2016?”, se preguntaron en una empresa de trader.

El negocio de importación de GNL involucra números exorbitantes: la factura del gas que llega por barco para cubrir la faltante de oferta local ascendió hasta los US$ 11.415, 21 millones entre 2010 y 2014, según datos oficiales. La cifra representa alrededor de la tercera parte de las reservas del Banco Central (BCRA).

Desde que fue designada como trader comercial del gas importado en noviembre de 2012, por decisión del actual ministro de Economía Axel Kicillof, YPF modificó la metodología de contratación que utilizaba Enarsa. La petrolera estableció un nuevo sistema en el que las ofertas se deben enviar por correo electrónico. Luego son encriptadas con una clave que sólo conoce el oferente. Todo es secreto ya que apenas el ganador sabe a qué precio licitó; ninguno de los que compitieron se entera por cuánto perdió. El consenso en el mercado es que el sistema actual es más seguro que el utilizado por Enarsa entre 2008 y 2012.  Pero aún así persisten las dudas en torno a la escasa información que existe en torno a la cantidad de barcos comprados y sobre los precios que se pagan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: